Alimentos para cuidar tu piel en verano

Posted in Estilo de vidaNutrición

En época de sol y playa debemos tener especial cuidado con la piel para que se mantenga fresca y radiante. La dieta y un estilo de vida equilibrados serán grandes aliados para que esté sana. Además del agua, que es fundamental, las vitaminas y minerales no deben faltar en nuestra alimentación.

Nuestra piel se renueva constantemente y requiere un aporte continuado de nutrientes. El déficit de esos nutrientes en la dieta ocasiona alteraciones en su crecimiento y apariencia. Una alimentación que asegure el aporte correcto de todos ellos contribuye a mantenerla en perfecto estado de salud, a prevenir o a disminuir las arrugas en gran medida y a mantener la frescura del cutis.

La piel necesita alimentos grasos que suministran nutrientes imprescindibles para mantenerla bien estructurada y tersa. Los podemos encontrar en el aceite de oliva y el aguacate, en aceites de semillas, frutos secos y el pescado. También necesita vitamina E, que posee una acción antioxidante y neutraliza la acción dañina de los radicales libres que en verano aumentan debido a los rayos solares, la podemos encontrar en aceites vegetales, germen de trigo, cereales integrales y en algunos vegetales de hoja verde.

Las frutas y verduras aportan vitaminas esenciales. Las verduras de hoja verde y de coloración rojo o anaranjado (zanahoria, calabaza…) y ciertas frutas como los albaricoques, cerezas, melón, melocotón, nectarinas, etc., contienen pro-vitamina A, que posee una acción antioxidante. El tomate, la sandía, la pulpa de manzana, el albaricoque, la papaya y el pomelo rosado, contienen licopeno, un pigmento antioxidante que les confiere su color. Los pimientos, kiwi, cítricos, melón, fresas, moras, frutas tropicales, col, etc., contienen vitamina C. Esta vitamina posee una potente acción antioxidante y está relacionada con la producción de colágeno; proteína que mantiene la piel tersa y sin arrugas.

La mayoría de alimentos de origen vegetal como verduras, fruta fresca, frutos secos, cereales, legumbres, levadura de cerveza, y en los de origen animal como carne y vísceras, pescado y marisco, huevos y lácteos; se encuentra las vitaminas del grupo B, que intervienen en el buen estado de la piel y en los procesos de renovación celular.

La vitamina A, presente en alimentos de origen animal, como hígado, nata y mantequilla, yema de huevo y lácteos completos, ejerce un papel esencial en la renovación de la piel y de las mucosas.

Carnes, pescados, cereales, huevos, frutas y verduras entre otros nos aportan minerales como el selenio (que posee acción antioxidante y está relacionado con un menor riesgo de aparición de tumores), el cinc (que forma parte de nuestra epidermis), el hierro (su déficit suele ser la causa de la palidez de la piel por falta de hemoglobina), o el azufre (mineral indispensable en la síntesis de queratina y que también ejerce una acción anti-seborreica).

Fuente: Eroski Consumer, “Agua, Vitaminas y Minerales aliados de la piel”.

Blog nutrición center

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.